Los restos hallados en la búsqueda de Romina Núnez son humanos, pero falta cotejar el ADN con sus familiares

La juez decidió ayer lunes levantar el secreto de sumario del caso.

La juez titular del Juzgado de Instrucción número 1 de la ciudad de Arrecife acordó ayer lunes, día 4 de febrero, levantar la orden de secreto que se fijó hace unas semanas sobre la investigación por la desaparición de Romina Celeste N.R., de 28 años, el pasado 1 de enero de 2019.

El Juzgado confirma la veracidad de la mayoría de los datos que se han difundido en las últimas semanas sobre el caso, por el que está ingresado en prisión preventiva el esposo de la desaparecida, Raúl D.C., de 44 años, por la presunta comisión de los delitos de maltrato habitual y homicidio o asesinato.

La autoridad judicial ha corroborado que son humanos los restos orgánicos hallados por la Guardia Civil durante la investigación y rastreos, restos que presuntamente se vinculan al caso.

Concretamente, fue un trozo de pulmón el encontrado por los agentes después de que un ciudadano avisara de que lo había depositado en un contenedor tras encontrarlo en una playa de Costa Teguise.

Sin embargo, todavía no se ha podido verificar si corresponden a la desaparecida, porque por el momento no se dispone de ADN indubitado (de los familiares de la joven) que permita cotejarlos.

Sostiene que la encontró en el baño fallecida

Se verifica oficialmente tras las declaraciones judiciales, que el acusado en ningún momento ha confesado el crimen.

Confirman desde el juzgado que Raúl D.C. alega que se encontró a su esposa muerta en el baño cuando llegó a casa y que, asustado, quemó sus restos mortales y después los hizo desaparecer en distintos puntos de la costa lanzaroteña.

El levantamiento del secreto de sumario no significa que las actuaciones sean ahora públicas, explican fuentes judiciales, sino que “se permite el acceso al proceso a todas las partes personadas (hasta ahora, sólo podía consultar las diligencias previas el Ministerio Fiscal), esto es, a la defensa y a la acusación particular, personada en el proceso en nombre de la familia de la desaparecida”, pormenorizan hoy desde la autoridad judicial.

El órgano instructor, único juzgado de Lanzarote con competencias en Violencia sobre la Mujer, continúa practicando pruebas de carácter reservado, según han recordado hoy los servicios de comunicación de la Consejería de Justicia en Canarias.

Imagen de archivo de la búsqueda de sus restos en el litoral de Costa Teguise.

No Responses

Add a Comment

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies