Lanzarote tiene las peores ratios en atención sanitaria urgente

El Plan de Urgencias del Archipiélago, documento en el que trabaja la Consejería, según Somos Lanzarote, “reconoce que la isla tiene las peores ratios de Canarias respecto a la atención sanitaria urgente”. La formación explica que los tres servicios de urgencia extra hospitalarios con los que cuenta la isla (sin incluir el de La Graciosa) hacen que Lanzarote cuente con un centro no hospitalario de emergencia cada 47.600 habitantes, “casi el doble de la media del Estado, y eso sin sumar la presión que supone la población turística con que cuenta la isla durante todo el año”, detallan.

Observan una “grave saturación para los servicios”, especialmente los de la capital insular: en el centro de salud de Valterra, tan solo dos equipos médicos atienden, a través de urgencias, una media de 151 pacientes al día; “una de las cifras más altas de toda Canarias; mientras, el hospital Dr. Molina Orosa aparece como el que mayor presión sanitaria recibe a través de su servicio de urgencias”, señala el portavoz de Somos Lanzarote en el Cabildo insular.

Entre otras medidas que proponen para que se incluya en este Plan, desde Somos Lanzarote creen imprescindible la puesta en marcha de un Puesto de Atención Continuada (PAC) que atienda las urgencias de la zona norte, tanto del municipio de Haría como aparte del de Teguise, “y que podría estar situado en el ambulatorio de Mala, como lo estuvo en el pasado”.

Ambulancia del Sur

También consideran “improrrogable” el aumento del personal sanitario dedicado a las urgencias en la localidad de Playa Blanca, vinculado a la puesta en marcha una ambulancia medicalizada con base en el sur de la isla, recortando así considerablemente los tiempos de reacción y mejorando la cobertura.

El consultorio de Playa Blanca debería ser la base de una futura ambulancia medicalizada, sin embargo, apuntan desde Somos Lanzarote que “el plan no asegura un aumento del personal sanitario en Playa Blanca”, por lo que instan a través de una moción que presentarán en el Cabildo a incluirlo, “para que pueda atender de manera exclusiva o preferente a las urgencias que requieran movilizar a la ambulancia de soporte vital avanzado”.

Para Tomás López, “la no inclusión de estas reivindicaciones, que han sido planteadas por el propio personal del Servicio Canario de Salud, en el Plan de Urgencias que ahora se tramita, supondría mantener a Lanzarote a la cola de la atención urgente de Canarias y el Estado durante los próximos años, ya que este documento planifica el futuro de la red de urgencias del Archipiélago”, recuerda.

Las demandas de los sanitarios

Desde Somos Lanzarote se recuerda que el personal sanitario de Lanzarote, a través de sus representantes, ya han planteado a la Consejería estas y otras reivindicaciones para que sean incluidas en el Plan de Urgencias.

Entre los temores de los profesionales, según la formación, está que se elimine alguno de los puntos de atención continuada con los que cuenta la isla, cuestión ya planteada por Somos Lanzarote en el pleno del mes de mayo. “Al contrario, dadas las cifras de saturación que se observan en Lanzarote, debería apostarse por invalidar los recortes sufridos en los últimos años y recuperar un cuarto servicio de urgencias extrahospitalario, aprovechando las infraestructuras del centro de salud de Mala, que dé atención a la mitad norte de la isla, así como plantear el refuerzo de los servicios ya existentes, como son Valterra, Tías y Playa Blanca”.