Nuevas muestras de Juan Muñoz, Rosalía Díe e Isabelle Mathieu en El Almacén

Los artistas junto al consejero insular de Cultura, Óscar Pérez.

El CIC El Almacén, centro cultural dependiente del Cabildo de Lanzarote, inaugura el viernes día 8 de juni, dos nuevas exposiciones: por un lado “Onironauta”, de Juan Muñoz, y por otro “Pro Indiviso”, una muestra conjunta de las creadoras Rosalía Díe e Isabelle Mathieu.

A las 19.30 horas se dará el pistoletazo de salida a estas dos exposiciones que podrán verse en el centro cultural hasta el próximo 21 de julio.

La entrada será gratuita y el horario de visita es el habitual de El Almacén, de lunes a viernes, de 10.00 a 21.00 horas, y sábados, de 10.00 a 14.00 horas.

Juan Muñoz ha desarrollado Onironauta a partir de su investigación de los llamados “sueños lúcidos”, es decir, “esos momentos en los que estás soñando pero eres capaz de darte cuenta de que estás en un sueño”, matiza. “Puedes nutrirte de lo que te aporta tu subconsciente”, continuó explicando Muñoz, “y a partir de ahí conocerte mejor a ti mismo y enriquecer tu creatividad y tu mundo artístico”.

Las pinturas, serigrafías y murales de Muñoz ocupan toda la sala El Cubo de El Almacén con su deslumbrante, vibrante y colorista mundo interior y onírico.

Por su parte, Rosalía Díe e Isabelle Mathieu explican cómo en Pro Indiviso hay una crítica profunda a la deshumanización que están provocando las nuevas tecnologías. “Como todo avance tecnológico, las nuevas tecnologías y las redes sociales tienen su lado positivo, pero su mal uso puede derivar en una deshumanización y desnaturalización de las relaciones interpersonales”, asegura Díe.

Ha sido un trabajo de casi 5 meses en los que hemos ido desarrollando las piezas capa a capa, cada una haciendo su particular intervención a la vez que dialogando y acordando los pasos para alcanzar el resultado final”, asevera Mathieu sobre la muestra.

El consejero de Cultura del Cabildo de Lanzarote, Óscar Pérez, ha destacado “la calidad” de los trabajos expuestos y subraya que “salta a la vista que contienen de manera inequívoca el ADN de la línea expositiva de las salas Cubo y Aljibe, algo que se ha mimado especialmente desde la reapertura de El Almacén”, según afirma el consejero.