“Las disputas personales en los plenos hartan a la gente”, reconoce San Ginés

Desde la dialéctica del debate, el plenario del Cabildo de Lanzarote se ha convertido durante este mandato en el foro político más enfrentado de los que podemos encontrar en las instituciones; más incluso que el clásico y sacudido plenario del Ayuntamiento de Arrecife.

“Sí, hay un nivel importante de tensión en los plenos del Cabildo, y debo asumir una parte de esa carga porque yo soy precisamente quien los modera”, comenta el presidente de la Institución insular, Pedro San Ginés.

Aún reconociendo este aspecto, puntualiza el responsable institucional que “es complicado no entrar al trapo de las descalificaciones personales, provocaciones y obsesiones que mueven a algunos de los consejeros y portavoces de los grupos políticos”.

Y reitera que “no es fácil, porque cuando aluden a uno directamente, pues uno tiene su corazoncito y responde… Otra opción sería callar; que es lo que ha pasado en ocasiones, pero luego se me critica por otorgar”, comenta.

Pedro San Ginés (i), durante una intervención, junto a José Juan Cruz.

Pedro San Ginés (i), durante una respuesta a un consejero de la oposición, junto a José Juan Cruz.

En los plenos cabildicios ya se ha convertido en clásica la tensión existente entre algunos consejeros de la. Corporación, una circunstancia que suele terminar desembocando en menciones personales que poco tienen que ver con los asuntos a debate.

Pedro San Ginés afirma que las cosas han ido variando y “trataremos de no tensar, no crispar, porque soy consciente de que a la gente le harta y no le gusta que entremos en disputas personales, que probablemente no le interesan para nada”, concluía.

(Aunque también hay sitio para la risa, cuando a José Manuel Sosa (NC) le suena el móvil con animado tono. vídeo).