La UD Lanzarote se embolsa in extremis un derbi de alto voltaje

UD LAnzarote

Raúl aprovechó un balón suelto en el balcón del área para dar la victoria de los “rojillos”.

Tres expulsados, una decena de tarjetas, ocasiones falladas en ambos bandos, y un solitario gol de Raúl en el minuto 90, son algunas de las pinceladas de un derbi lanzaroteño de Tercera que no defraudó en intensidad, porque juego, lo que se dice juego, en los tradicionales envites entre la UD Lanzarote y el Unión Sur Yaiza suele ser escaso y estar encorsetado por lo mucho que se conocen los rivales y el orden defensivo de ambos.

Quizá la mejor entrada de la temporada, unos 600 espectadores, se congregó en la Ciudad Deportiva para disfrutar de un choque donde, históricamente, el US Yaiza es quien plantea algo mejor los partidos; o al menos eso indican las estadísticas: de los seis choques entre ellos en la división, hasta ahora, el equipo sureño había logrado tres victorias; consiguiendo dos la UD Lanzarote con la sellada este domingo.

6273df66-a73d-4cc6-bee2-94784ff0b99c

El equipo que prepara Juan Antonio Machín se lo puso complicado a los locales en todo momento, y más aún en la primera mitad. Mientras que de la UD Lanzarote habría que resaltar que fue el empuje y pundonor de sus jugadores, en inferioridad numérica en muchos momentos del partido, el principal argumento para hacerse con la victoria, in extremis.

En la primera mitad fueron escasas las llegadas al área, más allá de una doble ocasión de Rosmen y Vladi en el minuto nueve, y dos llevadas de los hermanos Yunes en sendas jugadas de contragolpe, también con remates fuera de los tres palos.

La UD Lanzarote se iba al descanso con uno menos, tras la expulsión por doble amarilla de José Betancort (37´), un contratiempo que intentó enjuagar el técnico Adolfo Pérez con las entradas de Acay y Toñito. Precisamente este último fue determinante en la mayor verticalidad de los locales en la reanudación.

El equipo del Unión Sur Yaiza es lo que algunos definirían como “un martillo”; un equipo que no se descompone y tiene en el contragolpe su mejor arma. Pero sí es cierto que la banda derecha “rojilla”, con la entrada de Toñito, los exigió más y mucho a los centrales rivales.305bdd55-dee0-498a-a591-0341770e0580

La expulsión de mediocampista Robert en el minuto 57 equilibró las fuerzas, y fue entonces cuando llegaron las ocasiones más claras de la UD Lanzarote; especialmente claras en dos entradas desde segunda línea en área pequeña de Javi Melián y Romen, en los minutos 72 y 80 de partido, pero en ninguna de estas ocasiones lograron impactar el balón tras los medidos centros –el  primero de Toñito y el segundo de Ignacio- para embocar y desequilibrar el enfrentamiento.

Quién sí lo volvió a “desequilibrar” el escenario fue Vladi, en el minuto 86, cuando se ganó la roja directa por una entrada a un delantero del US Yaiza.

A partir de ahí, hasta el final, observamos muchos roces y gritos entre jugadores y aficionados, pero poco juego… Una posible agresión de Santi a Toñito; una tímida invasión de campo de algunos, y un árbitro con una papeleta complicada…

Al final, un balón suelto en la frontal del área defendida por el Yaiza era aprovechado por el defensa Raúl para sorprender al meta Doramas -Alejandro estaba sancionado- logrando así amarrar los tres puntos, ya superado el minuto noventa.

Con el uno a cero, Ubay pudo empatar en una internada por banda derecha, en la que su disparo salió elevado sobre el palo de la portería de Agoney.

Los “rojillos”, muy necesitados porque ahora visitan al líder, la UD Las Palmas, son segundos en la tabla clasificatoria, con 59 puntos; mientras que el US Yaiza, ya salvado, suma 43.

UD Lanzarote

Momentos de concordia, al mostrar la pancarta del Foro contra la Violencia de Género.