La UD Lanzarote logró amarrar los tres puntos en un choque trabado (2-1)

El CF Unión Viera no cejó en su intento de llevarse algún fruto de su visita a la Ciudad Deportiva, pero la UD Lanzarote se hizo finalmente con una trabajada victoria en la que terminó pidiendo la hora, ya que afrontó los últimos 10 minutos con un jugador menos.

No ha tenido la UD Lanzarote un partido apacible esta temporada en feudo propio; y hoy no fue una excepción. Este domingo, a pesar de comenzar marcando bien pronto, la ansiedad sigue siendo elevada en un equipo que fue diseñado para entrar de nuevo en el play off de ascenso.

Los “rojillos” se adelantaban en el marcador en el minuto 18, gracias a un atinado disparo desde la frontal del centrocampista Marcos Cabrera, cuyo tiro entró lamiendo el palo derecho de la portería defendida por Alejandro. La asistencia se la dio Rosmen, desde la izquierda.

Marcos Cabrera anotó el primero.

Pero el tanto no amilanó al combinado a Ángel Luis; un Unión Viera que siguió acumulando hombres en la media y que tenía en Barrios y Héctor dos argumentos de peso para hacer trabajar a la defensa lanzaroteña.

Con todo, los grancanarios, aunque le disputaron el dominio territorial a los locales, no consiguieron inquietar con claridad al meta Alejandro. Mientras que sí tuvo ocasiones de ampliar la renta la escuadra entrenada por Adolfo Pérez, que desaprovechó oportunidades de Kennedy y Quintero. En ambas intervenía bien el portero rival.

Viendo que la UD Lanzarote no mataba el partido, entró en la reanudación el CF Unión Viera con ganas de poner en apuros a los conejeros; y lo hicieron ya en el minuto 4, cuando Héctor protagonizó una bonita jugada individual y batía a Alejandro por bajo, con un disparo bien pegado a la cepa del palo.

Gol de Héctor para el Unión Viera (1-1).

Con el 1-1 en el marcador, el conjunto grancanario pudo ponerse incluso por delante en un llegada a la contra, clara, de Barrios, pero su remate lo sacaba con el pie Alejandro.

Y del que pudo ser el 1-2, instantes después llegaría el gol del lanzaroteño Javi Betancort, al cabecear en el segundo palo un envío medido que desde la izquierda del ataque local le enviaba Borja.

De aquí al final, el juego se atascó aún más. La UD Lanzarote jugó claramente a la contra, mientras que el Unión Viera tuvo opción de igualar (enviaban un balón al larguero).

Alejandro sacaba con el pie el que pudo ser el 1-2.

En las jugadas a contragolpe de los “rojillos” no supieron combinar con acierto en los metros finales. Tras la expulsión de Crispi, a falta de unos 10 minutos para acabar, los lanzaroteños se sumaron a defender un resultado que les permitiría seguir en la batalla por finalizar la liga regular entre los cuatro primeros. Y así sucedió, nos sin pasar algunos nervios y desgranar numerosas protestas a las decisiones arbitrales.

En esa lucha por entrar en promoción de ascenso también se encuentra el Unión Sur Yaiza, que en la tarde del sábado empataba a domicilio.

Quedan seis jornadas para finalizar la competición regular.

El disparo de Javi Melián, que sustituyó a Fran Gil en la segunda mitad, no encontró portería.

El equipo de Ángel Luis no se amilanó. El árbitro mostró muchas cartulinas en una segunda mitad trabada, donde no le ayudaron.