Investigadores de la ULL indagan en terapias para combatir fobias

Miedo a las cucarachas, lagartos, ratas o arañas… La sensación de sentir un miedo intenso ante situaciones, objetos, animales u otras circunstancias es una experiencia normal en la vida de cualquier persona.

Usualmente, los individuos que sufren estos miedos muestran altos niveles de activación o nerviosismo, con muestras fisiológicas claras y que, finalmente, con la finalidad de evitar el sufrimiento de esos síntomas desagradables les provocan, evitan exponerse a esas situaciones. Una característica de estos miedos es que las personas pueden reconocer que son excesivos o irracionales.

Un grupo de investigadores de la Universidad de La Laguna, liderados por el profesor Wenceslado Peñate, indaga en terapias psicológicas para superar las fobias a pequeños animales como las cucarachas, las arañas o los lagartos.

Uno de los miedos típicos suele ser el que se padece a los pequeños animales (cucarachas, arañas, lagartos…). Estos temores están presentes en todas las culturas y las personas que los padecen son capaces de reconocer su irracionalidad, pero no pueden evitar sentirse afectadas. Según datos epidemiológicos, estos miedos (a veces mezclados con el asco) son comunes a la mayoría de la población.

“Ese miedo intenso puede derivar en una fobia o no, pero lo más importante es que interfiera con la vida cotidiana, afectando al rendimiento académico o laboral, limitando el acceso a aspectos de la vida que resultan agradables o constriñendo nuestra promoción personal”, explica el experto. En este caso, los datos epidemiológicos alcanzan a más del 10% de la población, cuyo miedo a los pequeños animales les supone algún tipo de limitación en su vida cotidiana.

La psicología clínica ha desarrollado diferentes programas terapéuticos que resultan eficaces para vencer esos miedos y que permiten que los individuos vuelvan a disfrutar de las mismas cosas de antes. “Sin embargo, los mecanismos que subyacen a esa eficacia terapéutica permanecen sin aclarar y sería importante conocerlos para mejorar la eficacia de esos programas”, señala Peñate.

En ese sentido, el grupo de investigación de Universidad de La Laguna está desarrollando un proyecto de investigación, financiado por el Ministerio de Economía y Competitividad, para conocer las causas que explican los buenos resultados de las terapias. El proyecto se basa en la observación de los efectos neuropsicológicos, cognitivos y conductuales que un tratamiento eficaz sobre los miedos a pequeños animales provoca en las personas que son tratadas.

Los cambios observados permitirán profundizar en ese conocimiento en aras de hacer más eficaces las terapias. Este proyecto es la continuación de otros anteriores en los que el mismo equipo ha abordado el tratamiento de agorafobia por medio de las nuevas tecnologías, en concreto a través de la realidad virtual y el tratamiento vía internet (con el programa www.doctoragora.com/demo). Producto de esos estudios se ha planteado analizar los mecanismos neuropsicológicos que subyacen a la eficacia del tratamiento de las fobias.

El equipo dirigido por Wenceslao Peñate está compuesto por tres psiquiatras de la Universidad de La Laguna (Ramón Gracia, Juan A. de la Fuente Portero y Mary Luz Villaverde), cuatro profesores de Psicología Clínica también de la ULL (Juan Manuel Bethencourt, Conrado Viña, Manuel Herrero y Francisco Rivero), una especialista en Psicología Clínica externa a la ULL (Carmen T. Pitti) y tres alumnas del máster en Psicología General Sanitaria de este centro académico.

El grupo investigador abre la posibilidad de que las personas con miedo intenso a estos animales y que quieran colaborar en el proyecto obtengan, de manera gratuita y a cambio de la participación, un programa psicoeducativo de ocho sesiones para vencer esos miedos.

Los interesados puedes contactar con la dirección de correo phobias@ull.es o llamando a los teléfonos 922 317485 / 7448 / 7280.