El Puerto de Playa Blanca duplicará su superficie y deberá estar listo en 2021

El presidente del Gobierno de Canarias, Fernando Clavijo, visitó este jueves las obras de ampliación del puerto de Playa Blanca, que se iniciaron el pasado mes de diciembre, y que cuentan con un plazo de ejecución de 48 meses. La línea marítima Playa Blanca-Corralejo lidera el tráfico anual de pasajeros y mercancías de los puertos dependientes del Gobierno de Canarias.

El presupuesto de ejecución del proyecto, que asciende a 39.330.000 euros, es financiado por el Ejecutivo canario a través del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER), y para el presente año 2018 se ha habilitado una partida de 14.324.590 euros en las cuentas autonómicas.

Durante la visita a la obra, que también contó con la presencia del presidente del Cabildo de Lanzarote, Pedro San Ginés; de la alcaldesa de Yaiza, Gladys Acuña, y del director gerente de Puertos Canarios, Manuel Víctor Ortega, Fernando Clavijo manifestó que “mucho ha tenido que esperar Playa Blanca para la ampliación de su puerto, pero lo cierto es que el inicio de las obras ya es una realidad (…). Hemos conseguido desbloquear en 11 meses, en menos de un año, un proyecto por el que los ciudadanos de Lanzarote han tenido que esperar 20 años, y que llevaba bloqueado más de dos, cuando se emitió propuesta de adjudicación”.

En esta misma línea, puntualizó Clavijo que “nos encontramos muchos obstáculos, pero gracias al trabajo realizado por la Consejería de Obras Públicas y Transportes hoy nos encontramos con un proyecto de gran calado y de fundamental importancia para el desarrollo socioeconómico del sur de la Isla”. Por su parte, Pedro San Ginés se congratuló del inicio de los trabajos, “que repercuten en la economía insular” debido a la dimensión de la infraestructura que se construye; mientras que Gladys Acuña, siempre combativa en la demanda de esta intervención portuaria, afirmó que no estaba contenta, “sino contentísima”, por el desarrollo de los trabajos.

El presidente insular, Pedro San Ginés, y la alcaldesa de Yaiza, Gladys Acuña, integraban la comitiva que hoy visitó los trabajos.

Gladys Acuña añadió que “han tenido que pasar más de 20 años para ver por fin el inicio de una obra trascendental para la economía de Yaiza y Lanzarote, unos trabajos que ya parecen coger el ritmo esperado”, espetó.

En concreto, en estos momentos los trabajos suponen la instalación de oficinas de obra y dirección, vallado perimetral de la zona de actuación y señalización vial de obra, ya se ha llevado a cabo la demolición de parte del espaldón existente para generar un acceso a la zona de trabajo. También se ha efectuado la retirada de parte de la escollera del dique, preparando de esta forma el terreno para poder comenzar con los vertidos de material. Y al tiempo, al material de vertido se le han efectuado los análisis pertinentes, siendo este apto para los mismos, y se han comenzado los trabajos de relleno, según especificaban hoy desde la dirección de la empresa.

De esta forma, actualmente continúan los rellenos de la explanada de trabajo, se está canalizando el barranco de Punta Limones y están preparados los encofrados para comenzar con la ejecución de los bloques de escollera de hormigón. Exactamente, al final de la semana se procederá a efectuar la colocación de las barreras flotantes anticontaminación y se iniciarán los trabajos de avance del dique escollera de la primera alineación.

Se trata del proyecto portuario de mayor envergadura que en estos momentos se desarrolla en las Islas.

El proyecto duplicará la superficie actual

El proyecto está financiado por el Ejecutivo canario a través del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER). Asimismo, con las obras de ampliación el puerto de Playa Blanca duplicará su superficie, pasando de los actuales 91.470 m² con los que cuenta en la actualidad a los 205.569 m² previstos. En concreto, la inversión se destinará principalmente a la ejecución de una dársena exterior con capacidad para dos ferries, como los que operan en la actualidad, y con la posibilidad de albergar adicionalmente, en el nuevo dique de 300 metros de longitud, a cruceros de tamaño medio.

El nuevo dique tendrá una longitud de 300 metros, con capacidad para albergar a cruceros de tamaño medio.

El puerto contará también con una nueva estación marítima, con zona comercial, de 2.300m², así como con nuevas explanadas en las que se ubicarán nuevas zonas de embarque y aparcamiento.

El muelle existente se destinará a embarcaciones de pesca, recreo y deportivas, aumentando su capacidad actual de 162 atraques a unos 210, según figura en el proyecto.

El pasado mes de diciembre comenzaron los trabajos de ampliación que tienen un plazo de ejecución de 48 meses, un período que intentarán acortar, según comunicaban hoy fuentes de la empresa.

No Responses

Add a Comment