El PP Teguise lamenta que las hamacas no estén para la Semana Santa

El concejal del Partido Popular en Teguise, Jonás Alvarez, lamentaba hoy que “después de todo un verano sin el servicio de hamacas y sombrillas en playas de Costa Teguise, vaya a llegar la Semana Santa y tampoco se haya normalizado la situación”.

Para Álvarez, este asunto “ha constituido una negligencia en toda regla que el grupo de gobierno no hubiese previsto la caducidad del anterior contrato y tuviera que esperar a ultima hora para elaborar los pliegos e iniciar los trámites para la nueva adjudicación. Sabemos que el proceso lleva unos plazos que la administración local no puede saltarse, pero donde sí había margen para actuar, el alcalde Oswaldo Betancort tampoco lo ha hecho”, señala el edil del PP.

Álvarez se refiere así al trabajo previo de elaboración del pliego de condiciones que el Ayuntamiento sí podía haber tenido adelantado para aprobarlo en mayo de 2017 que fue cuando expiró el acuerdo con la anterior adjudicataria. “En lugar de hacer este trabajo previo, se esperó a que expirara para comenzar a tramitar el nuevo expediente con lo que al final hablamos de que residentes y turistas van a estar casi un año sin servicio, lo que es inconcebible para un núcleo turístico de primer nivel como es Costa Teguise”. “Si todo el sector está haciendo un esfuerzo por la mejora continua de la oferta para no perder competitividad, lo menos que se puede esperar es que el Ayuntamiento esté a la altura y haga lo propio”, señala el edil popular.

Recordaba el concejal popular en el Ayuntamiento que el consistorio publicó el pasado 19 de enero de 2018, “ocho meses después del vencimiento, la convocatoria de licitación por lo que será materialmente imposible que esta Semana Santa se pueda materializar la puesta en marcha”.

El concejal popular acusaba a Oswaldo Betancort “que se deje de tanta promoción publicitaria y de soñar con aspiraciones políticas más allá del municipio y se centre en afrontar y solucionar los problemas del que realmente sí es alcalde”.

Para Álvarez, “este es un ejemplo más de la falta de previsión y diligencia con la que el gobierno está actuando en la gestión, como también vimos en su día con el teleclub de Caleta de Sebo, y más recientemente con el PRUG del Archipiélago Chinijo”, señala en su crítica.