El Cabildo espera por el convenio para iniciar “Arrecife, Capital de la Biosfera”

Pedro San Ginés Gutiérrez.

El proyecto ‘Arrecife, Capital de la Biosfera’ es un diagnóstico redactado por el arquitecto y urbanista Juan Palop, por encargo de la Reserva de la Biosfera del Cabildo de Lanzarote, para diseñar el tipo de ciudad de futuro, amable para las personas, que requiere la capital de Lanzarote.

Según especificaban hoy desde el Cabildo conejero, fruto de este proyecto base, el Cabildo de Lanzarote y su Reserva de la Biosfera han seguido trabajando para posibilitar este cambio que necesita la ciudad, disponiendo a su vez de recursos financieros suficientes para poder acometer diferentes actuaciones y proyectos para convertir a Arrecife en capital de la Biosfera, apuntan..

El presidente del Cabildo de Lanzarote, Pedro San Ginés, explicaba este miércoles que “tal y como nos comprometimos en el seno de dicho Consejo, para este importante proyecto para Arrecife, donde se concentra el 40% de la población insular, se destinarán unos 3 millones de euros, cofinanciados vía FDCAN, pero para poder iniciar el diagnóstico de determinadas áreas o zonas degradadas de los barrios, susceptibles de intervención por parte del Cabildo, así como la redacción de anteproyectos de las acciones a realizar y el plan de necesidades funcionales, es necesario que el Ayuntamiento de Arrecife mantenga también su compromiso de cooperación con el Cabildo y rubrique y apruebe lo antes posible el convenio de colaboración que se le remitió hace unos días y por el que estamos esperando para poder iniciar la contratación de los servicios descritos en el mismo”.

El convenio de colaboración entre el Cabildo de Lanzarote y el Ayuntamiento de Arrecife fue remitido hace casi un año desde la Reserva de la Biosfera al Consistorio Capitalino para su revisión y posteriormente, ya culminado con las aportaciones del Ayuntamiento, vía escrito del presidente del Cabildo de Lanzarote, Pedro San Ginés, a la alcaldesa Eva de Anta, con fecha y registro de salida de este pasado lunes, 12 de febrero, solicitándole “su aprobación en los órganos que le correspondan”, al objeto de que el Cabildo pueda desarrollar e implementar el Proyecto.

Solo falta que el Ayuntamiento, que es el que tiene la última palabra en materia de urbanismo en la capital, acceda a recibir esta nueva ayuda y colaboración del Cabildo, aprobando este convenio que no conlleva ningún coste añadido para el Ayuntamiento y que tan sólo tendrá que facilitar la coordinación y disponibilidad técnica necesaria para darle prioridad a las solicitudes de cooperación interadministrativa necesarias para el buen desarrollo de los proyectos a ejecutar”, apunta el presidente lanzaroteño.

Recuerdan desde el Cabildo que a través de este proyecto de ciudad “se propone un nuevo modelo que permita acercar los barrios al centro, creando nuestras infraestructuras de comunicaciones y modelos de movilidad, rehabilitando también algunas áreas degradadas, entre otros proyectos inicialmente propuestos en el documento inicial de análisis que redactó Palop”.