Avanza el diseño del decreto para la jubilación anticipada en la Policía Local

En España hay cerca de 70.000 policías locales, de los cuales 3.200 tienen más de 60 años y 4.000 tienen entre 55 y 60. Se trata de una plantilla envejecida; y los propios sindicatos han indicado que es preciso renovarla con nuevos efectivos.

Hoy miércoles, la Comisión de Empleo y Seguridad Social del Senado aprobó sendas mociones de los grupos parlamentarios, Popular y PSOE, por la que instan al Gobierno a ultimar el Real Decreto que regula esta jubilación anticipada de la Policía Local.

En reuniones mantenidas en los últimos días entre representantes de la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), sindicato más representativo en las administraciones públicas, y miembros del Gobierno y del PP, éstos últimos han reiterado su convicción de que la medida está en su recta final.

Desde CSIF, reconocen que este paso dado hoy por el Senado, aunque formalmente no tiene eficacia real en el procedimiento, lo que sí muestra es la voluntad de todo el arco político de finalizar esta reivindicación de los trabajadores de las policías locales.

Un proceso que se inició hace un año

El Ministerio de Empleo y Seguridad Social inició este proceso hace un año porque consideró que el colectivo de policía locales cumplía con los requisitos para acceder a la jubilación anticipada; y lo corroboraba un informe favorable que había solicitado a la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP).

El procedimiento general para establecer coeficientes reductores en la edad de jubilación dentro del Sistema de Seguridad Social está previsto en un Real Decreto de noviembre de 2011.

Al amparo de este marco legal, los sindicatos con representación mayoritaria en la policía local fueron los que instaron a la Seguridad Social a que iniciase el expediente oportuno para determinar si estos profesionales cumplían con las condiciones requeridas.

En este camino se ha analizado el tipo de cotización adicional sobre las bases de cotización de los policías locales necesario para garantizar el equilibrio financiero de la medida.